Imputan a policía que mató de un disparo a una persona durante una persecución

El suboficial de Policía Ariel Sanabria Ortiz (27) fue imputado por causarle la muerte a una persona que se encontraba en la vía pública mientras estaba en una persecución contra un automóvil que atropelló una barrera policial, conductor que también fue objeto de imputación.

El fiscal Luis Trinidad Colmán, presentó imputación contra el suboficial Sanabria Ortiz por los supuestos hechos punibles de Homicidio Doloso y Omisión de Auxilio, y requirió su prisión preventiva.

El caso ocurrió el 4 de agosto, a las 14:40 aproximadamente en el kilómetro 6,5 de Ciudad del Este, Alto Paraná. El agente del orden habría realizado disparos con su arma reglamentaria durante una persecución de varios kilómetros, tratando de detener al conductor de un automóvil BMW que minutos antes atropelló supuestamente una barrera policial.

Desafortunadamente, uno de los proyectiles impactó en la cabeza de Osvaldo Barrios (29), quien se encontraba sentado en la vereda del kilómetro 6,5. La víctima fue inmediatamente trasladada de urgencia hasta un centro asistencial, pero poco después se produjo su fallecimiento.

La causa de muerte fue “trauma cráneo encefálico grave por herida de arma de fuego”, según el diagnóstico forense.

El uniformado reconoció que supuestamente se le escaparon los disparos en el momento de empuñar su pistola. Los demás agentes policiales que estaban en la patrullera coincidieron en declarar de la misma forma.

El encausado se encuentra recluido en la comisaría 7ª del barrio San José, a disposición del Juzgado Penal de Garantías. El fiscal Trinidad, además de la prisión preventiva, solicitó 6 meses de plazo para la presentación del requerimiento conclusivo.

IMPUTADO TAMBIÉN EL CONDUCTOR

El fiscal Trinidad también imputó a Noor Mohamad Salam Cardozo (31), quien habría atropellado una barrera policial sobre la avenida Perú y originado la persecución que derivó en la muerte.

El proceso contra el citado es por los supuestos hechos punibles de Resistencia, Intervenciones Peligrosas en el Tránsito Terrestre, Obstrucción al Resarcimiento por Daños en Accidente de Tránsito, Exposición al Peligro en el Tránsito Terrestre y Daño a Obras Construidas o Medios Técnicos de Trabajo.

Esto considerando que, durante su huida, Salam Cardozo había atropellado con su automóvil BMW, de color plomo, modelo 325, matrícula NAV 413, una patrullera policial y varios otros vehículos particulares.