Día del Medio Ambiente: Salvar al planeta cada día

El 5 de junio es una fecha proclamada por Naciones Unidas para sensibilizar a la población mundial en temas ambientales e intensificar la acción política.

Desde que en 1973, Naciones Unidas decidió instaurar el Día Mundial del Medio Ambiente, si bien la evolución de la sensibilidad ecológica ha dado muchos pasos adelante, la salud del planeta resultó dar varios pasos atrás.

Fotografía: Jorge Alarcon.

Casi 50 años después sigue siendo uno de los días simbólicos y reivindicativos con más sentido y con más entidad. Son necesarias cada una de las iniciativas que ayuden a mantener viva la concienciación ciudadana ante las evidencias cada vez más alarmantes sobre las consecuencias de la actividad humana en forma de cambio climático y drástica disminución de la biodiversidad. 

En el segundo tercio del siglo XX y, especialmente, en las primeras décadas del XXI, la percepción del deterioro irreversible del planeta ha contado con una gran mayoría de voces experimentadas en el ámbito científico, que han lanzado repetidos gritos de alarma, apenas ensordecidos por los negacionistas que, aun así, han logrado retrasar en los últimos años iniciativas de ámbito mundial.

Las distintas cumbres climáticas, y en especial el Acuerdo del Clima de París y el posicionamiento de la Unión Europea con su plan de descarbonización de la economía en 2050, son hitos que han ido jalonando un largo recorrido. 

El Día Internacional del Medio Ambiente se dedica este año a la restauración de ecosistemas, con el lema ‘Reimagina, recupera, restaura‘, y bajo la perspectiva de un decenio que debe revertir la degradación ambiental para lograr los objetivos marcados en la Agenda 2030. 

El compromiso de las instituciones debe ser radical. Más allá de la educación ecológica, deben aplicarse con claridad y coherencia los compromisos adquiridos. 

Protección del Medio Ambiente en Paraguay

La Itaipu, margen derecha, protege 40.601 hectáreas de ecosistemas terrestres y 23.071 hectáreas de ecosistemas acuáticos.

La Binacional es una empresa que depende de los recursos naturales para la generación de energía eléctrica. Por consiguiente, se une a los esfuerzos internacionales para prevenir, detener y revertir la degradación de los ecosistemas en todo el mundo. Este día también es propicio para rememorar los múltiples esfuerzos y logros que Itaipú está realizando en pos del medio ambiente.

Al respecto, la Entidad realiza múltiples acciones en favor del cuidado del entorno y uno de los proyectos que responde directamente al tema 2021 de esta celebración es Itaipu Preserva.

Con este emprendimiento se lleva adelante la restauración de bosques, mediante la reforestación con especies nativas en la Franja de Protección del Embalse. Hasta la fecha se lograron recuperar aproximadamente 2.500 hectáreas de bosques, a lo largo del área de embalse.

El vivero forestal de Itaipu también se suma al esfuerzo de la restauración, produciendo cerca de 1.200.000 mudas de plantas (ornamentales, forestales y frutícolas). En las áreas protegidas de la margen derecha, que incluye a las reservas naturales, refugios biológicos y la Franja de Protección de Embalse, la Binacional conserva parte de los últimos remanentes del Bosque Atlántico del Alto Paraná (Baapa) en Paraguay.

El Baapa constituye una ecorregión rica en biodiversidad, con muchas especies endémicas, es decir, que solo habitan allí, informó la Itaipu.

Además, es importante destacar otras iniciativas desarrolladas por Itaipú a favor del medio ambiente, tales como la renovación del Centro Ambiental; las permanentes campañas de educación y sensibilización; la identificación y protección de áreas de desove y el monitoreo de ictiofauna; y el constante apoyo a los distintos proyectos ambientales realizados por otras instituciones nacionales e internacionales.