Con mascarillas y test negativos, cinco mil personas acuden al primer concierto masivo en Barcelona

Como prueba piloto para eliminar la distancia social en los espectáculos masivos durante la pandemia, el evento se desarrolló con el público dividido en tres zonas.

Este sábado el concierto del grupo «Love of Lesbian», en el Palau Sant Jordi de España se ha convertido en el primer evento masivo y sin distancia de seguridad entre las 5.000 personas que han asistido. Todas las personas que participaron se realizaron un test de antígenos rápido (TAR) antes de entrar.

La plataforma Festival por la Cultura Segura -organizadora del concierto- ha destinado un total de 200.000 euros con el fin de garantizar que el evento transcurra con todas las medidas de prevención y contención del covid-19.

Entre ellas, pruebas TAR y mascarillas FFP2 para público y técnicos, gel hidroalcohólico y personal adicional para evitar que se formen aglomeraciones durante la entrada y la salida del recinto.

El concierto contó con la luz verde del Plan de Protección Civil de Cataluña (PROCICAT) y un equipo médico supervisando el operativo. Tan solo 6 de las 5.000 personas con entrada que se han realizado un TAR, han dado positivo en Covid-19 y no han podido acudir.

En declaraciones a los medios, Marc Ramentol, secretario general de Salud de Cataluña, ha celebrado que estudios clínicos como el de este sábado permitan «abrir las puertas y recuperar la normalidad de la vida cultural respetando las máximas garantías jurídicas» y con el máximo rigor y seguridad sanitaria ante el Covid-19.

Test de antígenos para los asistentes del concierto. Fotografía: Álex García.

El concierto se retrasó 30 minutos a raíz de los controles de acceso, ralentizado la entrada del público al recinto, que debían ir debidamente acreditados y mostrar el resultado negativo del TAR a través de una aplicación móvil.

Desde la organización informaron que el evento se ha podido celebrar sin incidencias significativas.