Ferrari presentó el SF21, el nuevo coche de Carlos Sainz

La Scuderia presenta el SF21 que pilotarán Sainz y Leclerc esta temporada. Estrenan morro, alerón delantero, suspensión trasera, caja de cambios, motor y hasta el color.

Un coche que levanta muchas expectativas respecto a de qué será capaz en esta temporada tras un año pésimo. En el chasis y aerodinámica el nuevo Ferrari parece un claro sucesor del anterior, pero la clave estará en lo que ocurra en su interior.

El evento de presentación fue virtual, contando con un vídeo de 15 minutos que precedió a las fotos distribuidas posteriormente. A finales de febrero ya se realizó una presentación oficial del equipo con una rueda de prensa multitudinaria, y solo quedaba la revelación del coche.

El monoplaza que pilotarán Carlos Sainz y Charles Leclerc muestra líneas novedosas y se destaca un morro con cierto aire de Red Bull que se aleja del paradigma estrecho que inventó Mercedes. «No olvidamos el año pasado, pero todos queremos honrar a Enzo Ferrari y mostraremos un espíritu ganador en 2021», resumió John Elkann, presidente de la compañía.

Las novedades más llamativas incurren en el apartado estético: el rojo tradicional se funde con el granate en la parte trasera del monoplaza, en homenaje a la librea del primer F1 de Ferrari, el 125S, que ya utilizaron en el pasado GP de la Toscana. «El burdeos es un homenaje al primer Ferrari, pero cambia gradualmente y se transforma en el rojo moderno. Desde el pasado, nos dirigimos hacia nuestro futuro», explica Mattia Binotto, jefe del equipo. A eso se añade el verde flúor sobre la tapa del motor, en la franja que corresponde a la tabaquera Philip Morris.

Ferrari espera que esta nueva montura le sirva para recuperar el terreno perdido durante 2020, donde acabaron fuera del top 5 del campeonato de Constructores. Para ello, tal y como Mattia Binotto, jefe del equipo, dejó caer en las últimas semanas, han mejorado notablemente el motor y su eficiencia aerodinámica.

Nueva caja de cambios y suspensión trasera

Técnicamente, se ha modificado la parte trasera empleando los dos tokens disponibles por reglamento. Han desarrollado todas las áreas disponibles. «Diseñamos una nueva caja de cambios y una nueva suspensión trasera, y junto con el esfuerzo del departamento de unidad de potencia se ha estrechado el tren trasero», puntualiza Enrico Cardile, responsable de chasis. Apunta a dos metas, «recuperar carga aerodinámica y reducir la resistencia al aire». Entre tanto, introduce el nuevo alerón delantero «que trabaja en conjunto con el nuevo concepto de morro», aunque «el chasis y la suspensión delantera se mantienen desde el SF1000». Sobre el propulsor habla Enrico Gualtieri, al frente del proyecto: «Se ha trabajado para hacer el coche lo más eficiente posible y desarrollamos aún más el sistema híbrido». 

El coche se estrenará este jueves 

Ferrari tendrá un filming day de 100 kilómetros este jueves en el circuito de Sakhir, así que de alguna forma inician los test un día antes que la competencia para comprobar que el ensamblaje del monoplaza ha sido perfecto. Pilotarán Carlos Sainz y Charles Leclerc. 

«Me encanta, el color parece más oscuro en comparación con el año pasado», dice el monegasco al madrileño. «No esperábamos el verde», «fue un cambio del último minuto». «El coche se está preparando y haremos las primeras vueltas el jueves, unas diez vueltas cada uno. El viernes empezaremos los test», añade Sainz.

«Carlos se ha integrado muy rápido y Charles ya se siente en casa, es muy consciente del papel que tiene en el equipo dentro y fuera de la pista. Los dos se llevan bien y eso sólo puede traer beneficios al equipo», subraya Laurent Mekies, director deportivo. Ferrari transmite ilusión. El asfalto dictará sentencia.

Serán tres jornadas intensivas para estrenar el SF21 y sus compañeros, dos semanas antes de que se celebre el primer gran premio del año. Y en Ferrari solo vale mostrar un cambio de tendencia desde el primer día.