Mansiones con piscinas En Sanber no pagaban por agua que consumían

La Essap ha procedido a intervenir inmuebles en la ciudad de San Bernardino en donde se han encontrado conexiones clandestinas. Con apoyo de la Policía Nacional se taponaron casas que no pagaban por el agua que usaban e incluso tenían piscina.

Se realizó un operativo impulsado por la Gerencia Comercial Regiones del Interior, la Administración de la Essap en la ciudad, y el acompañamiento de la Policía Nacional, en el cual se logró constatar otra conexión clandestina.

Las autoridades explicaron que se llevan a cabo en cumplimiento a la Ley 1.614/2000, “con el objetivo de eliminar la existencia de conexiones clandestinas de agua potable y alcantarillado sanitario en su área prestacional de la ciudad de San Bernardino”.

En esta ocasión se trataba de una vivienda ubicada sobre la Av. Guillermo Naumann del Barrio Cristóbal Colón, que contaba con una conexión irregular tanto de agua potable como de alcantarillado sanitario, con el agregado de que la residencia cuenta también con una piscina.

Se procedió al taponamiento de ambas conexiones ilegales y a la comunicación correspondiente al propietario del inmueble para que se acerque a la institución a regularizar su situación.

Autoridades de la Essap SA explicaron que continuarán los trabajos de búsqueda para “detectar e inutilizar todas aquellas maniobras fraudulentas que perjudican al servicio en detrimento de los usuarios y de la propia institución”, según comunicado.

Este tipo de acciones cometidas afectan directamente a la calidad del servicio y perjudican tanto a usuarios como a la misma Essap que arroga la facultad de denunciar a las instancias pertinentes este tipo de conducta, concluyeron.